Las 5 mejores guarniciones verdes de la temporada

 

Cuando logras una combinación exitosa, en cualquier situación, el resultado te llena de satisfacción. En tus comidas pasa lo mismo cuando unes por sus características sensoriales y nutricionales dos o más ingredientes que estimulan tus sentidos desde una armonía cromática, sabores más que agradables y hasta olores irresistibles; terminas sintiéndote física y mentalmente como si hubieras obtenido el mayor de los premios.

 

En la alimentación, lo anterior es posible cuando completamos un platillo tan complejo como los platos fuertes. ¿De qué forma proteínas y vegetales darán su mejor “actuación”? En un estilo de vida saludable, en donde, regularmente, menos es más, te propongo focalizar tu atención en las guarniciones, ahí radicará el principal atractivo en cualquier horario de comida.

 

Ya lo he mencionado antes en diferentes posts: 7 recetas rápidas para combinar proteínas vegetales, 10 combinaciones perfectas de ingredientes vegetales y Acompañantes saludables. Existe un infinito de posibilidades para lograr la ingesta nutritiva requerida y para que tu cuerpo funcione día a día a la perfección. Es más fácil lograr variedad que monotonía con los productos que nos da la naturaleza.

 

En el lenguaje profesional culinario: “guarnición es uno o varios géneros que complementan un plato […] se pueden clasificar en simples o compuestas. Las más clásicas se nombran en honor a un lugar o personaje famoso, por ejemplo Provenzal, Vichy o Wellington”. (Centeno, 2006)

 

Las gurniciones forman el 40% del total de un plato fuerte, es decir, el principal en un menú. Su gramaje debe rondar los 70 a 80 gramos y la forma de cocinarlo (las técnicas de cocción que utilizas), presentarlo (temperatura y posición en el plato) y exhibirlo logrará la perfección en conjunto con la carne o proteína.

 

Dejando atrás la cocina clásica, estamos en tiempos de romper esquemas e innovar. Dulce y salado, acido y crujiente, cremoso o en una torrecita, un plato debe contener lo suficiente para armonizar la vista, el paladar y la salud. Si amaneces con ganas de aventura, te puedes dar una ayudadita revisando recetas de otros países o culturas para obtener ideas y mezclas nuevas.

 

Para lograr una buena guarnición, puedes partir del sabor de tu proteína, pescado y pollo, de gusto suave, cerdo sabor marcado y res un poco más fuerte. Incluso, considera aquellas combinaciones  de sabor que ya sabes que te agradan o no y ten presente las combinaciones básicas de color: rojo-verde, amarillo-azul (puede ser el plato), morado-amarillo, naranja y rojo o amarillo y naranja.

 

A continuación, te dejo algunas opciones para acompañantes, son muy fáciles,  rápidas de preparar y ricas. No olvides usar siempre en su totalidad, los elementos culinarios que tienes a la mano, cuidando el no desperdicio y completo aprovechamiento de ingredientes:

 

1. Timbal de Kale al ajo y arroz cremoso.

Saltea las hojas de Kale Vegetalistos troceadas con ajo picado y una cucharadita de aceite de aguacate, sal pimenta al gusto y retira del fuego cuando estén suaves. Presiona un poco en una coladera para que suelte los jugos. Deja enfriar. Mezcla arroz cocido con crema baja en grasa o yogurt natural con puré de jitomate. Con un aro de pastelería, coloca como base una capa de arroz cremoso, otra de hojas de Kale, y termina con otras dos de cada uno.

 

2. Bastones de colores.

Pasa por agua hirviendo las hojas de espinaca baby Vegetalistos, no más de unos segundos. Extiende en papel de cocina. En cuanto se enfríen, “forra” bastones de queso panela junto con pequeñas raciones de betabel rallado Vegetalistos. Se deben apreciar los tres colores y puedes acompañar con un puré de zanahorias Vegetalistos cocidas en agua y prensadas saborizando con un poco de jugo de naranja. Salpimenta al gusto.

 

3. Brochetas de ensalada Nicoise.

Prepárate con huevo de codorniz cocido (en mitades), jitomate bola en cuartos, mezcla Básica de lechugas Vegetalistos, aceituna negra, alcaparras picadas y anchoas. Ensarta en orden una pieza de cada ingrediente intercalando con una porción del tamaño de un bocado de lechuga, en palillos y sirve tres en cada plato.

 

4. Ensalada del bosque.

Mezcla arúgula Vegetalistos, champiñones cortados en cuartos, moras azules y una vinagreta de cebollín y vinagre de vino blanco. Sal pimenta al gusto.

 

5. Mix para carne asada.

Berros, pasta pluma integral, aguacate y cacahuates. Precoce la pasta y enfríala. Machaca el aguacate, agregando un poco de limón y licuando con un tomate verde para hacer una salsa. Sal pimenta al gusto. Pica los cacahuates y revuelve con la pasta. Sirve con los berros cortados en tiritas o chiffonade encima y un poco de queso parmesano.

 

Haz #eleccionesinteligentes usando ingredientes que contengan variedad de macronutrientes deja volar tu creatividad … recuerda aprovechar todos los vegetales que, con su frescura y colorido harán irresistible tu menú. No olvides jugar con las temperaturas, agregando un recurso para que tu antojo y cerebro se deleiten con los contrastes.

 

Prueba las botanas, hojas y ensaladas listas para comer de Vegetalistos en pequeñas porciones como guarnición de tus platillos. Comparte con nosotros las fotos de tus recetas para verte y sentirte muy bien en nuestras redes @Vegetalistos con los tags #Vegetalistos #EleccionesInteligentes #OctubreVerde #Practicidad #Salud #Sabor #AlimentateSanamente #AlimentosSaludables #EstiloDeVidaSaludable #PrácticoYSaludable #Food #Healthy #OctubreRosa #SúmateAlRosa #CáncerDeMama #MiLuchaEsRosa

 


¿Quieres saber más? ¡Consulta las fuentes de información que usamos para este artículo!

 


Por Ileana López Monterrubio para Vegetalistos  | “Segura de que la mejor vida, viene de la mejor comida”. Ileana es Licenciada en Gastronomía y Maestra en Educación. Es una apasionada de la salud y la cocina saludable. Cuenta con experiencia en cocina fría, bocadillos y food styling además de haber impartido cursos de técnicas culinarias para nutriólogos, diseño de menú y asesorías nutrimentales.