fbpx

Pinta octubre de verde y disminuye el riesgo de presentar cáncer de mama

 

Octubre es el mes en que nos alegramos con todas aquellas mujeres que ganaron la batalla contra el cáncer de mama, y buscamos a toda costa que más mujeres sepan que en sus manos está la clave para detectarlo a tiempo y hacer la diferencia.

 

Las campañas de información son innumerables, las opciones y creatividad para enseñar a las mujeres sobre autoexploración mamaria están a la orden del día, no obstante existe la contraparte que es información falsa o desinformación con remedios caseros y soluciones mágicas para quitar el cáncer.

 

Lo que está probado científicamente y avalado por las instituciones en México es la relación que existe entre un estilo de vida saludable y la disminución de la prevalencia de factores de riesgo que causan cáncer.

 

Es sencillo de explicar: los factores de riesgo para desarrollar cáncer se dividen en cuatro grandes grupos: biológicos, ambientales, de historia reproductiva y estilo de vida. Los tres primeros no puedes controlarlos, por ejemplo, los factores biológicos como: género (mujer), edad y densidad mamaria te predisponen a presentar cáncer.

 

Sin embargo, el cuarto está por completo en tu cancha y es el estilo de vida en el que se complementan alimentación y hábitos, los cuales son por completo modificables, así que cuando decides tomar el buen camino, estás avanzando un gran trecho para restarle puntos a la probabilidad de presentar cáncer de mama y otros tipos de enfermedades.

 

De acuerdo con la NOM 041 de la Secretaría de Salud existen varias alertas del tipo de alimentación que te hace propenso a desarrollar enfermedades:

 

        • Alimentación rica en carbohidratos y baja en fibra. Ten presente que los alimentos ricos en carbohidratos elevan los niveles de glucosa en sangre, no es malo consumirlos, el problema es el exceso y la falta de actividad física. Identifícalos y ten un límite máximo de consumo al día: Pan, cereales, arroz, galletas, leche, fruta, jugo, papa, maíz, refrescos, pasteles, papas fritas, etc.
        • Dieta rica en grasas animales y ácidos grasos trans. Al igual que los carbohidratos, las grasas se deben consumir con moderación, siendo conscientes de la cantidad que se consume a lo largo del día. Las grasas animales las obtienes de la carne y lácteos, los ácidos grasos trans se crean cuando los fabricantes convierten aceites líquidos en grasas sólidas (manteca / margarina) y están presentes en alimentos empanizados, frituras y mezcla para pasteles.
        • El sobrepeso implica riesgos a la salud en cualquier etapa de la vida, pero pasado el periodo de la menopausia significa un factor de riesgo adicional para desarrollar enfermedades.
        • Consumo de alcohol.

Es probable que te sientas abrumada si más de una de estas condiciones están presentes en tu vida, pero recuerda que puedes hacer un cambio a la vez y sumar cada día un hábito saludable.

 

A continuación te enlistamos cinco hábitos saludables que te ayudarán a reformar tu estilo de vida para prevenir el cáncer de mama:

 

        1. Incorpora a tu día una dieta rica en frutas, verduras y baja en grasas animales.
        2. Aumenta el consumo de fibra: cereales integrales, frutas de preferencia que se puedan consumir con cáscara, así como verduras crudas y hojas verdes.
        3. Actívate diariamente por lo menos 30 a 60 minutos.
        4. Consume ácido fólico. La forma más natural de obtenerlo es consumir vegetales de hoja verde como la espinaca, frutas cítricas y frijoles.
        5. Dile sí a la lactancia materna.

 

Lo más importante es estar pendiente de examinarte por lo menos una vez al año, depende de la edad que tengas, el tipo de examen. Si tienes menos de 25 años la autoexploración mamaria es la mejor herramienta que tienes. Al palpar tus senos de forma recurrente podrás detectar cualquier tejido anormal con mayor facilidad.

 

A partir de los 40 años, la mamografía es la opción indicada para detectar tejidos sospechosos, aunque existen otras señales que indican que algo no anda bien como la piel de naranja en los pechos, fluidos, dolor, etc. No dudes en consultar a tu médico de forma periódica.

 

¡Sigue estos consejos y pinta octubre de verde!

 

Cuéntanos, ¿cómo te cuidas para mantenerte fuera de riesgo? Utiliza los tags @Vegetalisos y #Vegetalistos #EleccionesInteligentes #Practico #Practicidad #PracticoYSaludable #Salud #Saludable #Sabor #Sabroso #AlimentateSanamente #AlimentosSaludables #EstiloDeVidaSaludable #Healthy #Food #EatYourVeggies #RenuevaTuRutina #Octubre #OctubreRosa

 


¡Encuentra más información en los siguientes enlaces!