Cocina con amor

“Al igual que el amor, la cocina es pura química” 

 

Todos nuestros sentidos se ponen en acción cuando vamos a comer. El olor, la vista, el tacto y por supuesto el sabor son elementos cruciales en una buena alimentación. Dependiendo de cómo mezclemos los distintos ingredientes nos dará más sed, más necesidad de salado o dulce y no sentiremos satisfechos de forma más rápida o lenta. Pero además de mantenernos saludables y saciar nuestra hambre y/o antojo, debemos enfatizar que todo lo que comemos influye directamente en nuestro estado de ánimo.

 

Es decir, es un hecho que la alimentación puede ponernos de mejor humor. Esta no es para nada una cuestión de magia: se trata de química pura. En los alimentos que consumimos todos los días existen nutrientes capaces de estimular hormonas que funcionan como neurotransmisores responsables de nuestro ánimo.

 

Una dieta generosa en vegetales, frutas, hortalizas, legumbres, semillas y frutos secos ayudará a aumentar la síntesis de los neurotransmisores del buen humor en nuestro organismo. Veamos qué químicos producen estos vegetales que nos ayudan a estar de buenas.

 

1. Serotonina. Esta substancia es la misma que se libera cuando estamos enamorados. Nos llena de energía y nuestra percepción de la vida es maravillosa, el entorno sonríe. Además, regula el apetito, interviene en el control de la ansiedad, el miedo y ayuda a combatir la temible depresión. Procura comer garbanzos, espárragos, soya, cacahuates, piña y plátano.

2. Melatonina. Principal causante de que podamos sonreír o no, ya que ayuda a inducir el sueño y a dormir bien. Imposible pensar en sentirse al100 sin descansar mente y cuerpo por las noches. Usa jitomates y maíz a menudo en tu dieta.

3.Carotenoides. Funcionan como antioxidante, reactivan el oxígeno y nitrógeno en el cuerpo y previenen estados enfermizos. Las zanahorias, espinacas, acelgas y el tomate son fuentes naturales de donde obtenerla.

4. El consumo de familiares de las vitaminas del grupo B (que se encuentran en las espinacas, las coles de Bruselas y las naranjas), también cooperan mucho con el buen humor .

 

Come rodeado de amor y buena onda

¿Te ha pasado que, a pesar de incluir estos alimentos en tu dieta, aun te sientes irritable o tu estado de ánimo no es el mejor?  Para hacer que la química de los alimentos funcione correctamente, es necesario crear un mbiente adecuado. Trata de comer en un ambiente tranquilo, rodeado de gente que amas, que admiras y que respetas; o simplemente comparte mesa y horario de comida o cena con gente de buena vibra (esto también ayuda considerablemente a mejorar nuestro estado anímico).

Masticar despacio y disfrutar de cada bocado pueden también ayudar a mejorar considerablemente nuestro bienestar emocional, así como probar cada platillo a su temperatura adecuada.

 

Sería inmejorable que pudieras tomar tus sagrados y queridos alimentos sentado a la mesa, y dejar de lado cualquier tipo de interrupción como teléfonos, computadoras, dispositivos móviles o la televisión. Aprovecha para platicar historias de amor propias, ajenas, escuchadas por ahí. Cuéntale a tus compañeros de mesa cuál película muestra relaciones amorosas o de amistad difíciles de olvidar. Hagan una lista con las mejores. Y disfruten de una comida de buen humor.

 

Sentirse querido, repartir amor por doquier y estar cargado de buena onda depende de tu alimentación y de tu entorno; esto es,  cómo, con quién y dónde comes. Así que, ya lo sabes, la felicidad puede empezar ¡en un plato! No dejes de incluir comida saludable siempre en todos tus alimentos. Con Vegetalistos es muy fácil. No hay pretexto. ¡Mantén tu comida sana y a tu corazón contento!

 

Compártenos tus experiencias en las redes con los tags @Vegetalisos y #Vegetalistos #EleccionesInteligentes #Practico #Practicidad #PracticoYSaludable #Salud #Saludable #Sabor #Sabroso #AlimentateSanamente #AlimentosSaludables #EstiloDeVidaSaludable #Healthy #Food #EnamoateDeTuSalud #Febrero


¿Quieres saber más? ¡Consulta las fuentes de información que usamos para este artículo!


Por Vegetalistos.